Snail Mail; Ecos de una generación que aún busca el sentido de la vida

Texto: Marco Marín

Los 90s, esa década maravillosa que tuvo un auge de excelente cultura contemporánea y una diversidad envidiable de géneros. Buenas caricaturas, Nintendo 64, o el MTV chido. Cuando la navidad aún parecía tener “sentido”, y las marcas más capitalistas del mundo como Coca-Cola parecían tener algo mágico que ofrecer en la cena familiar. Muchos vivieron más completamente la década y otros simplemente nacieron en ella y disfrutaron los 00s con aquellos amargos ecos de la nostalgia. Una generación poco comprendida, que nació para lidiar con la inestabilidad económica, y ver cómo conseguir el “éxito” antes de los 30.

Remontarnos a lo que fueron esos años mediante la música es algo muy común, y es por eso que artistas hoy en día emplean esta dosis, sin olvidar que siempre es parte de una influencia, ganando así nuevos adeptos. Para aquellos músicos que lograron contemplar la época y llenarse de este oleaje musical puede resultar más fácil a la hora de remarcar esas experiencias sonoras de la infancia o adolescencia. Pero para quien ha vivido solamente de las ideas y los dichos años, el arrastrar el peso de una generación pasada la cosa es distinta. Ante un nuevo panorama actual y diferente, el equilibrio es algo que pocos pueden hacer de manera tan natural como Snail Mail.

Snail Mail es el proyecto de Lindsey Jordan, una chica de solo 19 años proveniente de Baltimore, Maryland. Cuenta con dos trabajos, su primer EP Habit y su álbum debut Lush, el cual fue lanzado el año pasado mediante el respetado sello Matador Récords, obteniendo este material el puesto número 5 en la lista de los 50 mejores albums del 2018 por Pitchfork.

El sonido de Snail Mail genera flashback’s, es emotivo, alegre, y triste. Una voz que expresa mucho más allá de las palabras, y transmite sentimientos puros al oyente. Perfeccionista con su música cuidando cualquier mínimo aspecto. A mí en lo personal la composición de sus guitarras fue lo que más me gustó, recuerda algo a Sonic Youth pero con un toque más pop. Si bien Lindsey nació a finales de los 90s y creció durante los 00s, honra muy bien a cualquier banda antecesora, siendo en la actualidad una de las mujeres más talentosas, capaz de abrirse camino en una industria donde aún es joven y donde no solo su nombre artístico es lo interesante.

Sigue a Snail Mail en Facebook, Instagram y Spotify.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.